07/04/2020

Nace el movimiento SOS Sector Gráfico para proponer medidas al Ministerio de Cultura que minimicen el impacto de la crisis de la pandemia en las artes visuales

Hasta el momento, el movimiento agrupa más de 15 colectivos de diferentes ámbitos y asociaciones de ilustradores, fotógrafos o historietistas.

Han lanzado una encuesta que en apenas unos días ha sido cubierta por casi un millar de profesionales

Esperan ser atendidos en la ronda de reuniones anunciadas por el Ministro de Cultura con los diferentes sectores de las industrias culturales.

En los últimos días se ha puesto en marcha el movimiento SOS Sector Gráfico motivado por la preocupación de diferentes colectivos y asociaciones por el impacto que puede tener la crisis causada por la pandemia del covid-19.

Desde el primer momento se han propuesto analizar en profundidad los efectos concretos que la situación global está teniendo sobre los trabajadores y las trabajadoras de las artes gráficas. Para ello elaboraron una encuesta que en apenas unos días ya ha sido cubierta por casi un millar profesionales. Hoy es el último día para cubrirla, pero el movimiento ya avisa: los datos recogidos muestran una realidad muy cruda en la que va a ser muy complicado sobrevivir.

En ese sentido, SOS Sector Gráfico no nace solo para ser un observador sino que tiene un carácter proactivo y utilizará las respuestas obtenidas para elaborar un informe que poder presentar ante el Ministerio de Cultura con medidas y propuestas legislativas con un objetivo claro: salir de la precariedad.

Un sector tocado antes de la pandemia

Tan solo echando un vistazo por encima a los datos previos se puede comprender que la situación en la que se encuentran los trabajadores y las trabajadoras de estas industrias culturales no es fruto de la pandemia, ya partía de una precariedad muy alta. Esta crisis solo ha agravado la situación y la incertidumbre ante un futuro que parece complicado.

Desde SOS Séctor Gráfico tienen muy claro algo: “no se nos está teniendo en cuenta, somos invisibles”, – aseguran – “a pesar de que un alto porcentaje se han visto muy perjudicados son casi inexistentes los que han podido acogerse a alguna de las ayudas que se han lanzado desde las instituciones, estamos desamparados”.

“Hay una parte de la sociedad que nos ve y nos disfruta” – prosiguen – “hemos liberado contenidos con los que hacer más llevadero el confinamiento, pero necesitamos que nos vean y nos escuchen en la administración”.

Historietistas, ilustradores, fotógrafos, animadores…

El movimiento acaba de nacer y cada día suma asociaciones y colectivos nuevos que se unen bajo una idea común: reivindicarse como una parte más de las industrias creativas y reclamar la atención que les corresponde.

En este momento, SOS Sector Gráfico agrupa a: Colectivo El Movimiento Fotográfico, Colectivo El Movimiento Fotográfico, Colectivo No Sin Fotógrafas, AFPE (Asociación de Fotógrafos Profesionales de España), ANEF (Asociación Nacional de Educadores de Fotografía), FOC (Fotografía Observatorio Cultural),  APIM (Asociación de Profesionales de la Ilustración, Animación, Videojuegos y Efectos Visuales de Madrid),  ARGH! (Asociación Profesional de Guionistas de Cómic), La sección de Prensa y Medios de Comunicación de CNT Madrid, AACE (Asociación de Autores de Cómic de España), Colectivo de Autoras de Cómic, SCWBI, Asociación de Escritores e Ilustradores de Editorial Infantil, MAV, Mujeres en las Artes Visuales, Illustra (Professionals de la il lustració catalana associats), PILA (Profesionales de la Ilustración y Diseño de León Asociados) y AIP Cádiz (Asociación de Ilustradores Profesionales de Cádiz).